Esteganografía: Oculta archivos en imágenes


NOTA: También puedes ocultar cosas en otros archivos como audio, video, documentos etc.

Hay veces que requieres traspasar información sensible a las personas y no quieres que se comprometa la seguridad de la misma... Para todos estos casos sirve algo llamado Esteganografía y se trata de el arte de esconder archivos en imágenes (u otros archivos) bajo tácticas de encriptación ofuscación y otras similares. Un archivo oculto con una buena herramienta de esteganografía es prácticamente indetectable y ante los ojos de un espectador cualquiera, la imagen se seguiría viendo como una imagen X cualquiera sin alteración alguna.

Existen muchas herramientas de esteganografía para todas las plataformas, pero en mi experiencia la mejor herramienta (que además es gratuita) para este tipo de trabajos se llama OpenPuff y se trata de una aplicación para Windows que funciona bien en Linux mediante Wine. Aparte de todo, es un programa portable que no requiere instalación alguna y hace su trabajo a la perfección.

Para usar OpenPuff simplemente descargamos la última versión estable desde acá y lo abrimos en Windows con un doble click (tras extraerlo) o bien, en Linux desde el menú Abrir Con>Wine. la herramienta abre y veremos algo como lo siguiente:




La aplicación tiene muchas funciones y puede ser algo avanzada para algunos usuarios. En este caso les explicaré su uso básico para esteganografía: Si damos click en Steganography>Hide, se nos abrirá una ventanita similar a esta:


Aquí en [1] tenemos que poner 3 contraseñas de mínimo 8 caracteres que no sean similares para nada una con la otra y que sean más o menos seguras... (Que tengan Mayúsculas, Minúsculas y números por ejemplo) Luego en [2] seleccionamos el archivo que queramos proteger (y que sea coincidente con los formatos de archivo soportados listados en 4)  Para más tarde en [3] seleccionar la imagen/archivo que usaremos para ocultar la data deseada. Lo importante es que la imagen pese más de lo que pesa el archivo en sí o esto no funcionará. Finalmente en [4] escogemos (según el formato de archivo que queramos esconder) el nivel de protección que queremos utilizar y damos click en Hide Data!; El resultado será una imagen que contendrá el archivo oculto con esteganografía y para que alguien pueda sacarlo necesitará OpenPuff, la dichosa imagen/archivo y los passwords que hemos utilizado para encriptarlo:


OpenPuff funciona como un GUI Windows para las funciones de una librería OpenSource llamada LibObfuscate que ellos mismos proveen en su página. Gracias a esta librería podemos realizar la encriptación, ocultación y ofuscamiento de información a través de imágenes/archivos, hashes y otros métodos.